Entre nuestros generadores de nitrógeno, contamos asimismo con la gama ADOX N2, que utiliza tamices moleculares (CMS) a baja presión. La particular regeneración por vacío ayuda a disminuir el consumo de energía. Durante la puesta en régimen, ADOX N2 usa la atmósfera del espacio de almacenamiento misma para producir nitrógeno y aumenta el rendimiento hasta un 30 %. El funcionamiento del generador se controla mediante un analizador de oxígeno y un microprocesador. Los generadores ADOX N2 son particularmente adecuados para aplicaciones que requieren nitrógeno a presiones inferiores a 1 bar.